Amoladoras

Esta es una de las herramientas más versátiles en el mercado. En la actualidad se utilizan para trabajos pesados de albañilería e incluso, trabajos muy delicados como la orfebrería. Sirve para cortar materiales de distintas densidades e incluso pulirlo. Esto lo hace con la ayuda de su potente motor, que se une a un disco especial por medio de engranajes especiales o directamente al motor.

El tipo de disco que se va a utilizar dependerá exclusivamente del material que se vaya a trabajar (madera, metal, mármol…) y qué se le va a  hacer a este (desbastar, pulir, cortar, lijar, limpiar…).

Tipos de amoladoras

Se distinguen principalmente 2 tipos de amoladoras, las que son utilizadas para tareas de alta envergadura y las que se emplean para tareas de menor dimensión.

Amoladoras grandes

También conocidas con el nombre de radiales, se trata de una herramienta que se utiliza para trabajos profesionales de gran envergadura. Los motores son realmente potentes, pudiendo alcanzar hasta unos 2600 W. Para su funcionamiento emplean discos que pueden medir desde 1.8 cm hasta 2.6 cm.

Esta amoladora es mucho más precisa que la miniamoladora. Permite hacer cortes en línea recta casi a la perfección; esto en materiales cuya densidad es mucho mayor.

Amoladoras neumáticas

Esta amoladora recibe la energía necesaria para funciona de parte de un compresor. Es decir, no tiene un motor en su estructura ni requiere una conexión a una fuente de electricidad. Como ya mencionamos, funciona gracias a un compresor diésel que se conecta al artefacto por medio de mangueras. Permiten hacer diversas acciones de forma muy precisa.

Miniamoladoras

Estas amoladoras emplean discos muy pequeños para su funcionamiento, estamos hablando de piezas cuyo diámetro oscila entre 1.1 cm y 1.5 cm. Normalmente se utilizan para trabajos manuales delicados y tareas de relativa simplicidad, esto debido a su tamaño y a la potencia (de 500 a 800 W).

Se pueden encontrar las miniamoladoras tradicionales, que cuentan con un cable eléctrico que les permite recibir la corriente que necesitan para funcionar. De igual forma, existen miniamoladoras que pueden funcionar sin la necesidad de estar conectadas por medio de un cable, esto gracias a una batería que tienen incorporada.

Estas últimas son la mejor opción cuando se debe realizar un trabajo en un sitio que no tenga electricidad o que sea de difícil acceso.

Amoladora angular

Esta amoladora se utiliza fundamentalmente para trabajar con materiales metálicos. Gracias a su motor, gira el eje al que se encuentran unidos los distintos accesorios, que permiten:

  • Suavizar
  • Lijar
  • Remover esmaltes
  • Pulir

Este tipo de amoladora normalmente incluye una serie de accesorios ideales para el metal, discos que permiten lijar, cepillos especiales para pulir, piedras de distintas texturas, entre otros.

Muela o Amoladora de banco

Una de las principales diferencias de esta herramienta con respecto a otros tipos de amoladoras, es que la amoladora de banco se encuentra fija, gracias a una base que permite sujetarla a una superficie destinada en el taller de trabajo.

Una de las ventajas de esta amoladora es que permite trabajar con materiales de distintas densidades.

 Permite realizar trabajos de diversas características como:

  • Pulir
  • Amolar
  • Cortar
  • Desbastar

Ejerciendo presión del material contra el artefacto. Recomendamos ampliamente que se tenga sumo cuidado con la instalación de esta herramienta, ya que si se encuentra fijada de forma irregular en la superficie, será difícil realizar los trabajos e incluso, pudiera representar un riesgo para el usuario.

Escoger Amoladoras según la marca

Aqui encontrarás las diferentes amoladoras clasificadas por marcas. 

Escoger Amoladoras según donde comprarlas

Aqui encontrarás las diferentes amoladoras clasificadas por el sitio donde comprarlas

¿Cómo elegir una amoladora?

La elección de esta herramienta va a depender de los trabajos que necesites realizar con la misma. Para elegir la amoladora más conveniente tendremos que hacernos varias preguntas muy simples: ¿con qué materiales voy a trabajar?, ¿qué trabajo voy a hacerle a este material? (pulir, cortar, cepillar, desbastar), ¿Por cuánto tiempo voy a usar esta herramienta? Existen amoladoras ideales para usar en casa y otras que son de uso profesional.

Algo muy importante a tomar en cuenta para utilizar esta herramienta tan versátil, es que se debe estar bien seguro del trabajo que se está haciendo; hacer movimientos con mucha seguridad y precisión para evitar situaciones que te expongan a peligro. En este sentido, también sería ideal que uses todos los implementos necesarios para protegerte de algún accidente.