Lijadoras

lijadoras

Se trata de una herramienta que permite realizar el lijado de un material determinado (usualmente madera), gracias a la adición de una tela o un papel de características especiales. Lo más común es ver este tipo de herramientas en carpinterías, ya que son excelentes para trabajar la madera; no obstante, en la actualidad hay lijadoras que pueden trabajar con diversos materiales.

Tipos de Lijadoras

Existen muchos tipos de lijadoras, las mismas suelen clasificarse de acuerdo a su tamaño, al tipo de lijado que ejecuten y al mecanismo que usan para obtener la energía que requieren para funcionar. Sin  embargo, la metodología de clasificación más frecuente es la que distingue a los modelos según sus dimensiones.

Es importante mencionar que, si bien vamos a presentar la clasificación general de las lijadoras, cada uno de estos modelos cuenta con una subdivisión muy específica para labores más especializadas. En cuanto al tipo de material que se puede lijar, es un aspecto que va a depender mayormente del material del que esté elaborada la tela o hoja de lija.

Lijadoras orbitales

Esta herramienta de trabajo utiliza hojas de lija especiales, cuya forma viene definida por el tipo de base que tenga la misma; puede ser triangulares, cuadradas, en forma de rectángulo, e incluso mixtas. La forma de acoplar este papel de lija a la máquina va a depender del modelo, algunas funcionan con cierre mágico, otras con pinzas o pequeños resortes.

Este tipo de lijadora es muy sencilla de utilizar y garantiza acabados finos y delicados. Algunas incorporan un área especial, dedicada a la óptima sujeción con la mano del usuario. Otros modelos tienen unas bases intercambiables que permiten el acceso a zonas de distintas características. Puedes programar la velocidad de movimiento de la lijadora para controlar más el trabajo, según el material y lo que se quiera lograr con este.

Lijadoras de órbita aleatoria

Este tipo de lijadora es popularmente llamado lijadora excéntrica. Genera unos acabados muy elegantes y finos, no deja marcas en la superficie del material gracias a la combinación de dos movimientos aleatorios (orbital y rotatorio). Los modelos más actuales de este tipo de lijadora cuentan con un mecanismo que permite al usuario regular la presión y precisión del lijado.

Lijadoras de banda

Lijan el material gracias a unas bandas especiales, incorporadas en unos cilindros a los laterales de la máquina. Se trata de máquinas muy potentes, por lo que es recomendable hacer el trabajo con sumo cuidado, para no extraer más material del deseado.

Lo común es conectarlas a un sistema que aspira el excedente de material, otras traen este sistema incorporado de fábrica. De hecho esta es una de las lijadoras con más modelos en el mercado, se pueden encontrar:

  • De banda ancha o angosta.
  • Eléctricas.
  • Inalámbricas.
  • Industriales
  • Portátiles

Debido a esto, la medida de la banda de lijado no es la misma. Este es un factor muy importante a tener en cuanta cuando se van a comprar estos importantes accesorios para la lijadora.

Lijadora de dedo con minibandas

Es una lijadora muy liviana y pequeña. La superficie que emplea para realizar el lijado es larga y angosta, esto con la finalidad de trabajar zonas de pequeñas dimensiones y difícil alcance.

Lijadoras de tambor

La lija de este tipo de lijadora es en forma de cilindro; estos cilindros se encuentran disponibles en muchos tamaños, lo que permite llegar a cualquier superficie curva. Esta lijadora puede ser sustituida por un taladro con un aditamento especial.

¿Cómo elegir una lijadora?

El criterio para seleccionar una buena lijadora, es básicamente el mismo que se utiliza para seleccionar cualquier herramienta de trabajo. Se debe elegir una lijadora que responda a las necesidades de cada usuario. Una forma sencilla de hacerlo es respondiendo las siguientes preguntas:

  • ¿Qué tipo de materiales voy a lijar?
  • ¿De qué tamaño son las piezas que voy a lijar?
  • ¿Con qué frecuencia voy a utilizar esta lijadora?

La respuesta a estas preguntas simples, te permitirá hacer una comparación con las características de los distintos modelos de lijadoras que existen en el mercado. Lo importante es que elijas la que mejor se adapte a tus necesidades, de esta forma podrás usar la máquina a todo su esplendor. Es probable que un mismo taller de carpintería tenga varios modelos de lijadoras, que respondan a diversas necesidades.